Un menor de 9 años murió tras ser golpeado durante 5 horas por su madre, como castigo por haber perdido su teléfono celular.

Los hechos ocurrieron en el distrito Huang Qiao de Taizhou, en China, donde el niño identificado como Ming Ming, fue amarrado a una silla y golpeado con una vara de madera desde las 6 hasta las 11 de la noche del pasado 5 de enero, informaron medios locales.

Un video que circula en redes muestra al menor salía de un elevador con un teléfono en la mano y luego su desesperada búsqueda del aparato.

Posteriormente, se ve al niño buscar algo en el parque, para más tarde, pedir ayuda a la oficina de la seguridad.

De acuerdo con medios locales, los vecinos de la zona encontraron el teléfono tres días después, cuando la nieve comenzó a derretirse.

La mujer se defendió asegurando que no golpeó al hijo durante cinco horas sin parar, sino cinco veces en ese mismo lapso de tiempo.

Además, no le dio de comer, solo un poco de agua y lo puso a dormir, para, al día siguiente encontrarlo tirado en el piso.

Paramédicos acudieron al lugar pero no pudieron hacer otra cosa más que constatar su muerte.

Reportes señalan que el menor tenía heridas en la cabeza, la cara, las piernas y glúteos; las manos estaban hinchadas y amoratadas.

Fuente: Univisión

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *